Usted se encuentra en la página de Panamá

 

Rociadores contra incendios

Los rociadores automáticos son una parte esencial del sistema de protección contra incendios de cualquier locación, bien sea edificios o industrias. Están diseñados para actuar en la primera etapa del desarrollo de un incendio y así minimizar el impacto sobre la estructura. Estos rociadores se pueden encontrar en todo tipo de edificios y sirven para contener incendios.

La función principal de los rociadores, es detectar el calor de un incendio en desarrollo y activar un mecanismo que luego rocía agua sobre él. Esto enfría el fuego y limita su propagación, también están diseñados como un sistema de alerta temprana.

Además, poseen una vida útil duradera siempre que las condiciones del medio ambiente en el que se encuentren instalados cumplan con todas las normas operativas recomendadas.

Sin embargo, es importante tomar en cuenta  que para garantizar la seguridad y el correcto funcionamiento de los sistemas de protección contra incendios es muy importante cumplir con el mantenimiento correspondiente. En el siguiente artículo, te indicamos los aspectos que debes tomar en cuenta para adquirir dichas herramientas preventivas.

¿Cómo se activan los rociadores contra incendios?

Cada rociador contra incendio se activa por una temperatura específica en su área, lo que minimiza la posibilidad de daños costosos por agua. Durante la presencia del fuego, el aire que está directamente encima se calienta rápidamente, esto permite que la temperatura alcance el techo, paredes u otros sitios donde se encuentran los rociadores. 

Cuando el aire alrededor de ellos alcanza una cierta temperatura, el líquido dentro de la bombilla se expande hasta que la presión hace que el vidrio se rompa.

Ventajas de adquirir rociadores contra incendios

  • Proporcionan una protección adecuada.
  • Se instalan fácilmente.
  • Detectan el incendio en su fase inicial.
  • Se activan automáticamente.
  • Protegen toda clase de instalaciones
  • Evitan pérdidas humanas y materiales.

Mantenimiento

Los sistemas de rociadores automáticos son la primera y más efectiva línea de defensa en casos de emergencia por incendio, reduciendo la tasa de mortalidad por incendios en un 87% y conteniendo el fuego en la sala donde comenzó el 97% del tiempo.

Por tal motivo, se recomienda mantener las reservas de agua limpias e inspeccionarlos internamente, incluidos aquellos que estén fabricados de tejido que deberán ser cuidados. Además de comprobar las instalaciones de tuberías.

Es por ello que, Fuego Fin ofrece servicios de mantenimiento preventivo, seguridad e instalaciones contra incendios. La empresa brinda todos los servicios mencionados a través de un equipo de personal técnico altamente capacitado. Así que si deseas saber más acerca de nuestros servicios, haz click  en el siguiente enlace